Clément la marca del primer coche que se matriculó en España con la matricula PM-1

por: Estudio 7 Valencia

Gustave-Adolphe Clément nació el 22 de septiembre del año 1855.

Sus comienzos empezaron ayudando a su padre de cerrajero, se quedó huérfano muy pronto y aunque Clément deseaba seguir estudios técnicos en la reputada Escuela de Artes y Oficios de París, su tutor le envió a trabajar en una tienda de comestibles.

Pero Clément siguió con su afición a la ingeniería y a los 16 años autodidacta, se construyó su propia bicicleta de madera, recorrió Francia con ella, se hizo ciclista profesional y aprendió mecánica por su cuenta. no obstante Clément tenía esa habilidad que tienen los empresarios industriales para adivinar las tendencias futuras de consumo en la gente.

En el año 1878 se estableció en un taller al centro de París para la fabricación y venta de sus bicicletas.en el nº 20 de la Rue Brunel de París.

En poco tiempo contrata 5 obreros y crea una escuela de ciclismo en la que sus alumnos tenían que comprar una bicicleta Clément.

En 1880 tuvo que ampliar su instalación anexionándose el edificio contiguo nº 18, y ya emplea a 150 trabajadores.

En el año 1882 ya eran 400 los operarios que trabajaban para Clément.
Dada la popularidad que había adquirido la bicicleta su negocio crece a ritmo de vértigo.

En el año 1890 obtuvo la representación de las bicicletas Peugeot, en el 1891 ya había conseguido la licencia de Dunlop para incorporar neumáticos a las bicicletas, siendo el origen de su fortuna.

En el año 1894 su capital social era de cuatro millones de francos franceses.

El espíritu industrial de Clément es imparable y como emprendedor que no se conforma, empieza a construir velódromos en terrenos que luego multiplican su valor y que le sirve para invertir en nuevos proyectos.

Se hace accionista de los neumáticos Dunlop y de los automóviles Gladiator y Humber, para lo que establece un local en Pré-Saint-Gervais, en las afueras de París.

Adquiere acciones de Panhard & Levassor llegando a ser copropietario y director comercial de la Panhard & Levassor.

Abre una fábrica de 4.500 m2 en el nº 33 del Quai Michelet en Levallois-Perret, para construir triciclos y cuadriciclos con motor DeDion desde 1896.

Además de los Clément-Gladiator, en el año 1900 también construye vehículos Clément-Panhard, llegando a un acuerdo con el ingeniero Arthur Krebs director de Panhard para la fabricación de 500 unidades en la fábrica de Levallois.

Clément sique con su crecimiento imparable y tiene que ampliar aún más sus fábricas abriendo una nueva factoría en Mézières, de 17.000 m2. Además adquiere otra instalación en Neuilly-sur-Seine, en la banlieu de París, nº 57 del Boulevard de la Saussaye.

Con todas estas instalaciones ya trabajan para él más de 2.000 operarios y el capital de sus empresas supera los 22 millones de francos.

Decide elegir el emblema para sus productos es una figurilla dorada que representa al general Pierre du Terrail, el señor de Bayard, el caballero sin miedo que en 1521 había librado a la ciudad de Mézières del asedio del duque de Nassau.

En 1904 es nombrado Clément Chevalier de la Légion d’Honneur. Posteriormente el Consejo de Estado Francés le dio autorización para cambiar su apellido y el de sus descendientes por el de Clément-Bayard.

En ese mismo año se deshizo de todas sus sociedades de automóviles y fundó la empresa Clément – Bayard.

La recién creada empresa con el nuevo nombre construyo automóviles de paseo y competición hasta el año 1922

En 1922, el control de la fábrica de automóviles fue asumido por su amigo André Citroën, que posteriormente fusionaría con su empresa Citroën

. En 1923 Clément abandona definitivamente la marca Clément-Bayard. Las fabricas de Clément también construyeron grandes dirigiblesm aviones, y material de guerra

Adolphe Clernent-Bayard falleció a los 73 años , el 10 de mayo de 1928, como consecuencia de un derrame cerebral mientras conducía por la calles de París de camino a una reunión de negocios.

El primer coche matriculado en España fue un Clément en Palma de Mallorca con la matricula PM-1

Las fabricas de Clément también construyeron grandes dirigibles, aviones, y material de guerra, las fabricación y venta de bicicletas se mantuvo hasta el año 1937

 

Clásicos

 Clément la marca del primer coche que se matriculó en España  con la matricula PM-1

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

t

o

p